La mentira

La mentira

El mentir requiere un gran esfuerzo. Cuando decimos la verdad, sólo tenemos que recordar lo sucedido. Sin embargo, cuando se miente se tiene que considerar lo que estamos tratando de ocultar. Desafortunadamente, para muchas personas decir mentiras resulta ser algo fácil de hacer. Este es el caso de lo narrado por el grupo de la oposición en el anterior Pleno. Sólo dijeron falacias, tergiversaron los hechos, en concreto faltaron a la verdad, para ocultar su machismo y su falta de apoyo a una Asociación de Mujeres que funciona, que es muy numerosa y que ha hecho más por desarrollar la cultura de las mujeres de nuestro pueblo que estas personas durante su mandato no han querido ni han sabido hacer. Pero las mentiras tienen consecuencias:

 

1- Daño, es la consecuencia más directa que han hecho a esta Asociación

2- Desconfianza, hacia las personas que engañan.

3- Ira, porque sentimos que han violado nuestros derechos sin límites

4- Frustración, al pensar que un Ayuntamiento gobernado por mujeres sería más empático con la lucha de la mujer y nos han demostrado todo lo contrario.

   

Terminamos este escrito con esta gran frase

“SOLO LA VERDAD NOS HARA LIBRES”